miércoles, 29 de diciembre de 2010

Feliz Navidad y Feliz Año nuevo a todos.

Después de un tiempo sin poder conectarme y dejaros algún artículo (el trabajo en estas semanas pasadas ha sido abundante), hoy os felicito a todos la Navidad y el Año nuevo. Estamos en un tiempo que pasamos con la familia, pero algunas veces olvidamos lo que realmente celebramos en este época, que es el nacimiento de El Salvador, del Señor.

Jesús nació en un humilde pesebre, junto a una mula y un buey, y fueron los primeros a adorarlo pastores, personajes que no eran bien vistos en aquella época, pero que Dios a través de un ángel los avisó y quiso que fueran ellos los que lo adoraran como los Magos de Oriente.

Por eso, no debemos olvidar lo que celebramos en estos días, aunque pasemos en familia y algunas tradiciones de otras culturas hayan entrado en nuestro país, más por marketing y ventas, que por el verdadero significado, no debemos olvidar esto. Vivimos y celebramos el nacimiento de nuestro Divino Redentor.

Por último, me despido deseando a todos una feliz Navidad y que el nuevo año vuestros deseos se cumplan.


domingo, 5 de diciembre de 2010

El Rey de Triana sale y su barrio lo acoge.


Madrugá del Viernes Santo en Sevilla, es especial para todo cofrade y más si es de Sevilla, pero en Triana se vive muy especialmente. Sale su Rey y su Reina. Les hablo de Cristo en su Tercera Caída, mientras un soldado romano montado a caballo le pide que se levante y siga caminando, mientras detrás su Madre vive con la Esperanza de no perderlo.


Este Cristo es el vecino más antiguo de la Calle Pureza, calle cofrade del barrio más cofrade de la tierra de María. Sus costaleros son cirineos porque lo ayudan cada vez que cae al suelo con esa pesada cruz en su hombro.

Señor de Triana y de los Marineros, más quisiera ser cirineo para ayudarte a cargar esa cruz por tu camino de la amargura. Más quisiera ser uno de esos costaleros-cirineos que te llevan por tu barrio y por esta Sevilla que te quiere y te espera cada Madrugá del Jueves al Viernes Santo para verte por sus calles.


Cada devoto tuyo llora al verte, porque realmente han visto a Dios. Eres la divinidad personificada en la persona, Señor de Triana.

La primera vez que te ví en esa Iglesia de Triana llamada como la madre de tu Madre María, pero que es como una catedral para tu barrio, me lleno de gozo y alegría. Tu expresión de dulzura y serenidad, iluminan los corazones de aquellos que te miran, Señor de las Tres Caídas. Tu barrio te espera a las puertas de tu "casa" en esa calle llena de pureza y devotos por cada balcón y esquina, por cada rincón y ventana.


Señor de Triana, Señor de las Tres Caídas, volverás por la mañana a tu barrio, pero tu barrio te esperará como siempre para despedirte hasta el próximo año.


Sábado Santo en Sevilla. Los Servitas.

La hermandad de los Servitas es la hermandad de un conocido mío, una hermandad del Sábado Santo, una hermandad de negro y luto que sale el día tan cercano al día de la Resurrección de Cristo. María con su Hijo entre sus brazos o Ella detrás, sola y triste, con lágrimas por las mejillas. Esta es la hermandad de los Servitas, y aquí se las muestro con dos videos de este año, con sus dos pasos:





jueves, 2 de diciembre de 2010

Jueves Santo en Almuñécar. Pasión, Muerte, Dolor y Esperanza.

Hoy es Jueves Santo, jueves de pasión y muerte, porque salen el Nazareno con su cireneo y un Cristo que sufre una Buena Muerte teniendo a los piés a su Madre de la Amargura y un discipulo que no se va de su lado, pese al peligro puede tener estar a su lado. Sale una Reina con un cielo de estrellas que lo cobija y una Reina con una manto verde como la Esperanza que tiene cualquier madre por su hijo enfermo.



Desde la Encarnación al Salvador, desde una avenida llamada como un rey hasta otra con el nombre de un continente, se vive un Jueves Santo con emoción y pasión, por ver al Señor andando con su Cruz en su hombro, o crucificado en una Cruz ante la mirada de su madre y su discipula amado. Porque hoy es Jueves Santo, es nuestro Jueves Santo, es el Jueves Santo sexitano.

En la mañana del Jueves Santo, son prisas, nervios a flor de piel y últimos preparativos para salir a la calle en una estación de penitencia que ha estado preparando muchos y muchos días, semanas o meses. En el "tinglao" de la Encarnación, muchos curiosos y hermanos entran y salen para ver los dos tronos que portan a Jesús Nazareno y María Santísima de los Dolores, Virgen que no saldrá sólo hoy, mañana, Viernes Santo también saldrá a vivir con tristeza y acompañar a su Hijo muerto en el Sepulcro.


En el Salvador, San Juan y la Esperanza ya están preparados, esperando la hora fijada para su salida. Señor de la Buena Muerte con su Madre de la Amargura y San Juan están ya en el trono que portaran sus horquilleros y que está adornado de esa flor roja como la sangre derramó Cristo en esa Cruz de Salvación. En otro lado del templo, María Santísima de la Esperanza espera con su mirada fija su salida en su trono ante la mirada de unos pocos hermanos que se encuentran en el templo, orgullosos de un gran trabajo hecho.

Cinco y cuarto de la tarde, ha llegado el momento de la salida. Ahora, más que nunca, los nervios están a flor de piel, pero la sangre fría es necesaria en este momento más que nunca. Sale el Señor con esa Cruz que porta en su hombro izquierdo, ayudado por un pobre hombre de Cirene, bajo la vigilancia de un soldado romano. Detrás, su Madre con ese manto negro de estrellas, con el cual protege a su pueblo, ese pueblo que esperará mañana su bendición.



Mientras, en el Salvador, comienza a salir la Cruz Guía de la Cofradía de San Juan, con filas de penitentes, de jóvenes penitentes que acompañan a su Cristo de la Buena Muerte por las calles de esta tierra que llegaste hace más de veinticinco años. Vas a acompañado de su Madre, María Santísima con la advocación de la Amargura y por San Juan el Evangelista, ese discípulo suyo que nunca te abandonó. Seguido a Él, va Nuestra Señora de la Esperanza portada por sus horquilleros vestidos de traje azul marino mientras en momentos de su discurrir por las calles de esta Almuñécar Cofrade, le gritan "Esperanza, guapa, guapa, guapa".



Tres Caídas, tres caídas padeció en su camino al Calvario, o fueron más, pero da igual las que sean porque hay están sus horquilleros cirineos, que lo ayudarán a levantarse y seguir su camino.

Archivo del blog

Categorías

A.C.C. Los Estudiantes (3) A.M. Encarnación (7) Agrupación de Cofradías (41) Almería (3) Almuñécar (150) aquella semana santa (4) arte cofrade (8) Banda CCTT Sentencia (4) Banda Municipal de Música de Almuñécar (3) Carteles (21) Córdoba (9) Coronación Canónica Virgen de la Antigua (24) corpus christi (14) Corpus Christi Almuñécar (16) Costaleros y Horquilleros (9) Cristo de los Gitanos (16) Cruz de Carey (9) Cuaresma (41) Cultos (63) Descendimiento y Alba (9) Despojao y Salud (35) El Huerto (13) El Rocío (1) encuestas (1) Especiales (2) Esperanza (23) festividad (7) Fotos Cofrades Almuñécar (189) Fotos Cofrades de otros lugares (48) Glorias (27) Granada (36) Hebreas (24) Huelva (3) Imagen del mes (22) Inmaculada Concepción (4) Jaén (1) Jesús Nazareno (24) Juventud Cofrade (7) La Borriquita (8) La Herradura (3) La Virgen de la Antigua (58) Luto (10) Málaga (41) Marchas Procesionales (25) Misericordia y Piedad (19) Motril (59) Música Cofrade (14) Natividad (4) Noticias (159) Opinión (10) Otros (19) Perdón (29) Provincia de Cádiz (2) Provincia de Granada (2) Provincia de Sevilla (1) Reflexiones (8) Resucitado (29) Salobreña (1) San Juan (40) San Miguel Arcángel (8) Semana Santa (69) Semana Santa en general (19) Sevilla (44) Silencio (14) Sine Labe Concepta (5) Soledad (10) Tertulia El Candelabro de Cola (1) Vélez-Málaga (8) Vera Cruz y Santo Entierro (16) Vídeos (29) Virgen de los Dolores (36) Virgen del Carmen (8) Virgen del Rosario (1) Virgen Madre y San Isidro Labrador de Torrecuevas (9)
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...